LA VIDA ES UN RECIPIENTE VACÍO
Algunos sentimos la necesidad de llenarlo. Si es posible, haciendo cosas divertidas, emocionantes, desafiantes e incluso arriesgadas y de final incierto. Sabemos que el simple hecho de soñar e intentar estas cosas nos llena y acompañará el resto de nuestra vida.
Nuestro proyecto Ironman comenzó 20 meses atrás, en respuesta a esta inquietud invisible y vital. Ahora ha llegado el momento de hacer realidad aquello que un día fue un pensamiento, un comentario, un sueño. Y hacerlo realidad recordando que solo aquellos que se arriesgan a correr muy lejos descubren lo lejos que pueden llegar a correr.
Àngels y Lluís.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.